Spread the world

Al comprar este producto puede obtener hasta 1 punto de fidelidad. Su carrito totalizará 1 punto que se puede(n) transformar en un vale de descuento de 0,10 €.


MORDEDOR BEBÉ PATITO

14,95 €

A todos los niños les encanta su patito de goma y además ahora lo podrán disfrutar también como un original mordedor que podrán llevar a cualquier parte. Fácil de agarrar para sus manitas pequeñas tiene bultitos en la parte de atrás ideales para las necesidades sensoriales del bebé y calmarle los dolores de las encías.

Más detalles

More Details

SI

- +

Añadir a la lista de deseos

 

Más

Compuesto de silicona orgánica no tóxica libre de BPA, PVP y Ftalates con una textura y un tacto muy suaves que no produce bacterias y no tiene ni sabor ni olor.

Este mordedor cumple la normativa europea Standard EN17 y su equivalente en USA y Australia en seguridad para juguetes y mordedores; por eso los nin@s pueden jugar solos con él sin ningún problema para su seguridad. Nunca atar el mordedor con algún tipo de cordón y dejar el niño sin la supervisión de un adulto, puede haber peligro de ahogamiento. Pueden ser utilizado a partir de los 4 meses o en la primera señal de crecimiento de los dientes.

Lávalo antes de usar con agua caliente o con el esterilizador de tu bebé y sécalo muy bien. No uses productos de limpieza con componentes químicos o con antibacterias podrían dañar la silicona. Para enfriarlo puedes ponerlo en el frigorífico pero no en el congelador. Guárdalo en un lugar seco para que conserve una perfecta higiene.

Inspecciónalo de vez en cuando para comprobar que está todo en perfecto estado. El tiempo óptimo de uso es de 12 meses. Morder pero no masticar.

Son una alternativa no tóxica de un nuevo concepto de joyería.

Reseñas

Escribe tu opinión

MORDEDOR BEBÉ PATITO

MORDEDOR BEBÉ PATITO

A todos los niños les encanta su patito de goma y además ahora lo podrán disfrutar también como un original mordedor que podrán llevar a cualquier parte. Fácil de agarrar para sus manitas pequeñas tiene bultitos en la parte de atrás ideales para las necesidades sensoriales del bebé y calmarle los dolores de las encías.